“Ahora tenemos una vida mejor”. Cada día acuden a los servicios de desayuno, comida y cena y se benefician de los servicios de ducha y lavandería de la Asociación Leonesa de Caridad (Asleca). Ben Chikh Zakariya, Nacer Bouazza y Rabah Seddik son tres jóvenes de 21, 29 y 23 años, respectivamente, de origen argelino, que además de ser usuarios echan una mano en el comedor y en otros servicios que presta esta entidad. Como usuarios de Asleca, han querido relatar su experiencia, sus impresiones y cómo se sienten, coincidiendo en que “toda la gente de aquí son mis amigos”.

Rabba Seddik lleva más de año y medio en León a donde llegó desde Argelia. Ben Chikh Zakariya y Nacer Bouazza llegaron a León juntos desde Barcelona hace poco más de tres meses después de recorrer gran parte de Europa. Han estado en países como Turquía, Bulgaria, Serbia, Hungría, Austria, Francia, Suiza e Italia.  Son conscientes de que son muy jóvenes pero tuvieron que dejar su país “para buscar algo menor, mejor vida”.

Su situación actual, reconocen, es complicada ya que “no tenemos papeles”, situación precaria también en cuestión de vivienda. “Prefiero vivir en una casa vieja que robar”, dice el más joven de los tres. Rabah Seddik añade que quiere, cuando pasen dos años poder reincorporarse a la formación y de ahí poder encontrar un trabajo.

Pese a su situación precaria, se muestran optimistas y con su colaboración desinteresada “devuelven” a Asleca lo que reciben de la Asociación Leonesa de Caridad. Nacer Bouazza matiza que le gusta ayudar y lo hace “con alegría”.

Colaboración con Asleca

Su colaboración con Asleca se traduce en pequeñas tareas en el comedor, como colocar mesas, sillas, limpieza; también en lavandería, jardín o ayudando a otros usuarios en las duchas. Incluso Zakariya se ha convertido en peluquero de otros usuarios. Cada día acuden puntuales a Asleca. Por la mañana, al servicio de desayuno. Luego, a las 12,30 horas, vuelven al servicio de comedor, y por la tarde, a las cenas, mostrándose siempre disponibles ante cualquier necesidad.

La Asociación Leonesa de Caridad –ASLECA es una institución de carácter benéfico creada en el año 1906 con el objetivo de socorrer a las personas en situación de necesidad y cubrir sus necesidades básicas de alimentación e higiene. Ubicada en la Casona de Puerta Obispo, está regida por la Comunidad de las Hijas de la Caridad y cuenta con la colaboración inestimable de cerca de cien personas voluntarias.

Tras más de cien años de compromiso con la sociedad leonesa, ASLECA centra su labor en tres servicios esenciales: Atención a personas sin recursos, sin techo y transeúntes (comedor social, duchas y lavandería); Centro de Acogida y Ayuda a Domicilio a personas mayores y dependientes sin recursos.

+ posts

Dejar respuesta

Deja tu comentario aquí...
Nombre