Mañana comienzan los trabajos para ejecutar una faja de prevención de incendios en el perímetro norte y este de la Loma Badá, por parte de la concejalía de Medio Ambiente, en colaboración con la Conselleria de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climática y Transición Ecológica.

Esta iniciativa se enmarca dentro del Fondo Estratégico Municipal de Prevención de Incendios Forestales y se llevará a cabo en un área de aproximadamente 13,78 hectáreas, bajo la supervisión y autorización de la conselleria.

“Esta importante acción busca reducir el riesgo de incendios forestales en la región, salvaguardando las construcciones existentes y evitando que el uso de las instalaciones pueda generar un incendio forestal”, ha indicado el concejal de Medio Ambiente, Fernando Díaz. Además, se garantizará que los medios de extinción puedan actuar de manera efectiva si es necesario.

En las parcelas perimetrales seleccionadas para las actuaciones se procederá al desbroce, roza, poda y clareo del arbolado. “Todas estas medidas tienen como objetivo eliminar el material vegetal que pueda alimentar un incendio y proporcionar una zona de seguridad que pueda ayudar a detener o ralentizar la propagación de un incendio si llegara a producirse”, ha subrayado el concejal.

Para una nueva ejecución el próximo año, se ha planificado completar el perímetro restante de la zona urbana. De este modo, se asegurará una faja de prevención de incendios alrededor de todo el núcleo urbano de la Loma Badá.

+ posts

Dejar respuesta

Deja tu comentario aquí...
Nombre