Imágen del decálogo de buenas prácticas contra la violencia contra las mujeres en las instituciones
Imágen del decálogo de buenas prácticas contra la violencia contra las mujeres en las instituciones

Por Ti Mujer ha denunciado la violencia institucional machista. Un tipo de violencia que se ejerce en la actualidad en contra de las mujeres en las instituciones. Desde la Asociación Por Ti Mujer, consideran que la violencia institucional proveniente de la administración pública debe ser nombrada para contribuir a transformarla. Especialmente porque ataca a las personas más vulnerabilizadas por la sociedad, en su gran mayoría mujeres migrantes, muchas de ellas sin papeles. Advierten de que este tipo de violencia afecta, día sí día también, a muchas mujeres.

Así se ejerce la violencia contra las mujeres en las instituciones

La violencia contra las mujeres en las instituciones es aquella que tiene por fuente a las propias instancias públicas y su funcionariado. Estos deberían velar por proteger y facilitar el acceso al conjunto de derechos fundamentales de todas las personas.

Se pone de manifiesto cuando, en lugar de poner medios para su realización, discriminan. Una discriminación que tiene lugar en el acceso, conocimiento y derivación tanto a recursos como a servicios públicos. El resultado son obstáculos que menoscaban el goce de los derechos. Un patrón que, en el caso de las mujeres migrantes, se ha detectado académicamente. Según un estudio en curso, tiene relación con el hecho de ser mujer, el origen nacional o la apariencia étnica y racial. Es decir, obedece a discriminaciones múltiples y violencias que se intersectan.

Por Ti Mujer pone a disposición pública un código de buenas prácticas

Por eso, Por Ti Mujer plantea una primera aproximación a esta violencia. Lo hace a partir de los grupos de discusión conducidos junto a ellas y con entidades sociales. Organizaciones que prestan servicios para el acceso a sus derechos básicos. Acciones enmarcadas en su investigación ‘Tu y yo somos lo mismo: campaña contra el racismo y la xenofobia’. Una investigación que nace con el ánimo de contribuir a mitigarla.

La asociación cree que el punto de partida para transformar una realidad plagada de barreras es nombrar su raíz estructural. Debe darse a lugar a partir del propio conocimiento y experiencia de las personas afectadas y de quienes les acompañan. De ese modo, se logrará dar respuesta a sus necesidades. Un cambio que solo es posible con propuestas que sumen para revertir efectivamente esta violencia. Ha de hacerse desde dentro de las propias instituciones y con apoyo de la sociedad en su conjunto.

Por ello, Por Ti Mujer ha puesto a disposición pública su decálogo de buenas prácticas con las mujeres en las instituciones.

+ posts

Dejar respuesta

Deja tu comentario aquí...
Nombre