Durante la jornada del viernes, los niños de sexto de primaria han organizado un reto solidario en el patio del colegio. La actividad consistía en colocar sobre una recta de pegatinas, una fila de monedas con una longitud de diez metros. El fin del proyecto solidario es la recaudación de fondos para los niños que no tienen acceso a la educación, así como
material escolar.

El gran proyecto solidario de Marista San José

Desde hace varios años, una vez que los alumnos de Marista alcanzan 6º curso de primaria, llevan a cabo un gran proyecto solidario ecosocial y participativo, en el que realizan pequeñas actividades y acciones solidarias con las que recaudar fondos para ayudar a los más necesitados.

Proyecto «ruta de sueños»

Al proyecto lo han titulado «ruta de sueños» y ha estado apoyado por la Casa de Todos
(Ker Saorengo) del barrio de La Ventas. Desde primer ahora de la mañana, que ha sido
cuando todos los niños del colegio Marista San José entraban a clase a las 9, así
como al mediodía cuando iban a casa a comer, han podido aportar su donativo a un
proyecto que ha salido mejor de lo esperado. Y es que, a la recta inicial de 10 metros han
tenido que añadirle otros 10 para hacer un total de 20 debido a la gran cantidad de
donativos que han recibido.

Ker Saroengo

Ker Saroengo es un proyecto de intervención socioeducativa, cultural y deportiva que quiere promover la mejora académica y la participación de niños y jóvenes en actividades de ocio saludable, en este caso a través del flamenco y el boxeo. Para llevarlo a cabo, se cuenta con la colaboración y/o participación del Club Deportivo “Fuerte y Constante”, la Asociación “Fendó Garlochí”, el Ayuntamiento de León, la Fundación del Secretariado Gitano y, por supuesto, la de la comunidad educativa de los dos colegios maristas de León.
Algunos profesores de nuestro colegio ayudan a estos niños con los deberes y los exámenes, ofreciéndoles unas horas de refuerzo para ayudarlos académicamente. Para estas clases, evidentemente necesitan disponer de material escolar.

Uno de los momentos clave de la jornada ha sido a las cinco de la tarde, cuando los
niños acaban su jornada académica y los padres pasan a rcogerlos. En ese momento ha sido cuando más personas han participado en el proyecto solidario aportando su donativo. Entre los padres y los niños del colegio, han dejado repleta de monedas la recta con las pegatinas.
Al final del proyecto, hemos tenido la ocasión de hablar con dos protagonistas. Por un
lado, con Luis, profesor de sexto en el colegio y la persona que ha coordinado toda la
actividad. Y por otro, con Jorge, alumno de Luis que ha puesto voz a los niños de su clase
y nos ha contado cómo ha sido el día de hoy para ellos.

+ posts

Dejar respuesta

Deja tu comentario aquí...
Nombre